Cerca de 8 mil abusadores de menores copan penales del Perú.

De acuerdo al Instituto Nacional Penitenciario (INPE) en el país existen más de 16 mil presos, entre procesados y sentenciados por el delito de abuso sexual en sus diversas modalidades, siendo la violación sexual a menores, el que ocupa el primer lugar en esta categoría con un total de 7.904 internos.

Según afirmó el presidente del INPE, Carlos Vásquez, el robo agravado es el delito que mayor han cometido los presos en el Perú, mientras que el segundo, es la violación a menores de edad. Ante esta realidad, el titular de la institución aseguró, que la misma realizó un exhaustivo estudio sobre estos detenidos, a fin de que los gobiernos implementen políticas preventivas.

Como resultado de esta investigación, se pudo conocer que en la nación existen contabilizados entre procesados y sentenciados, un total de 355 profesores presos, por el abuso sexual a niños y adolescentes. Dentro de esta estadística, hay 70 privados de libertad que pertenecen a las Fuerzas Armadas y policiales peruanas. Además de 2.050 atacantes sexuales que fueron obreros cuando perpetraron la violación a los menores.

Asimismo, dentro de las conclusiones que dejó el estudios, es que 320 presos por abuso sexual a menores de 18 años, han sido sentenciados a cadena perpetua, entre los que destaca el caso de un sujeto quien tras ultrajar a su víctima la asesinó.

Sobre esto, la presidenta de la Comisión de Justicia de Género del Poder Judicial, Elvia Barrios, sostuvo que las condenas son elevadas cuando el delito es cometido contra menores de edad; más no ocurre lo mismo cuando la victima en cuestión es mayor de 18 años, en estos caso, las penas para los victimarios van desde 6 hasta 8 años de cárcel.

Este hecho, así como la propuesta de restablecer la pena de muerta a los violadores de menores de 7 años, es algo que a juicio de la representante del Poder Judicial, está en las manos del Congreso efectuar las modificatorias pertinentes, pues opina que la pena de muerte, no reducirá la incidencia de estos casos.

FUENTE: SEGUNDO ENFOQUE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here