Ryan Johnson, director de Star Wars

[Esto contiene Spoilers del episodio VIII de Star Wras]

Para los que vieron el episodio VIII de Star Wars, Luke usó una habilidad que le permitió proyectarse hacia Kylo Ren y de esta forma dar una pelea que lo distrajera lo suficiente para que la resistencia pueda escapar. Al final de esta técnica, Luke muere y la resistencia cae en número, pero la esperanza no se ha terminado, ya que hay varias personas que son sensibles  a la fuerza y serán la salvación de este nuevo conflicto galáctico.

Este final, hubiera sido poético, dado a que la trama central de esta película es “dejar el pasado atrás”, lo que la partida de Luke totalmente reivindicado de su error y desesperación, sería el ascenso triunfal de un héroe. Sin embargo, varios fanáticos de Star Wars, no están de acuerdo con este final, ya que les pareció un final apresurado y conveniente, ya que nunca se vio la técnica que usó Luke en ninguna película, por lo que aseguran que este final fue inventado, sin embargo, el director Ryan Johnson calló estas afirmaciones mostrando unos tweets que explican el final.

Ryan Johnson publicó en Twitter los libros de Star Wars en los que se basó para la construcción del guión.

La bibliografía de Ryan Johnson

Entre ellos  hay dos bastante curiosos e interesantes: “La Senda Jedi” y “El Libro de los Sith”.

“La Senda Jedi” y “El Libro de los Sith”

Uno de los capítulos de “La Senda Jedi” habla de las técnicas avanzadas de la Fuerza, y hay una sección muy interesante con una técnica llamada: “Doppelganger” o “Similfuturus”.

Sección de técnicas avanzadas

Según el libro, el Doppelganger le permite a los Jedi crear un duplicado de sí mismo o de un objeto por corto tiempo, el cual es visualmente indistinguible del real. Aquellos que han perfeccionado la habilidad pueden crear fantasmas de cualquier persona o engañar a un enemigo haciéndolo ver más objetos que los que se encuentran realmente frente a él, como por ejemplo androides.

el Doppelganger

Con estas publicaciones, Johnson dejó en claro que es técnica es propia del universo de Star Wars y por ende, Luke, como maestro jedi, pudo controlar esta habilidad tan avanzada. Por lo que con un tweet de despedida, dijo que con eso concluía con las explicaciones.

No cabe duda que el episodio VIII ha sido la película que más ha divido a los fans, pero no cabe duda que es una historia increíblemente oscura, pero esperanzadora de este universo.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here