Adriano Pozo fue absuelto

En el 2015, el Perú se indignó ante la pesadilla que vivió Arlette Contreras, cuando, después de una reunión, ella y su pareja (en ese entonces) fueron a un hotel para amistarse, ya que él la había violentado durante la reunión. En el hotel, la chica decidió terminar con la relación, pero el hombre no lo acepto. La sometió con el fin de violarla, pero ante la resistencia, decidió ahorcarla. Arlette fue estrangulada hasta que perdió la conciencia, Adriano pensó que había muerto, por lo que fue al baño, en ese momento, Arlette recuperó la conciencia y decidió escapar. Al llegar a la recepción fue alcanzada por Pozo, quien la forzaba para regresar a la habitación, pero ante la negativa, la violentó. Por suerte, fue ayudada por los encargados del hotel, quienes la ocultaron hasta que llegó a la policía.

La agresión que sufrió Arlette en el 2015

Después de ese hecho, se abrió un juicio en contra de Adriano Pozo bajo los delitos de intento de violación e intento de femenicidio. Cabe resaltar que Adriano es hijo de un regidor de Ayacucho y que el juicio se efectuó allí.

En el 2016, Pozo fue liberado debido a que los jueces declararon que las heridas que recibió la joven fueron leves, por lo que la denuncia no procedía. Mientras que Arlette sufrió un accidente, bajo circunstancias sospechosas, que evitó que diera su declaración en su juicio. En el 2017, Arlette fue premiada como “la mujer coraje del año” por Melania Trump inspirando a varias mujeres a salir en protestas buscando la igualdad de género, pero en este 2018, Adriano Pozo fue absuelto de todos sus cargos.

Durante la audiencia llevada a cabo en la Cuarta Fiscalía Superior Penal de Ayacucho, los jueces, Karina Vargas Béjar, Alfredo Barrientos Espilco y Rubén Pantaleón Zegarra Huayhua, decidieron absolver a Adriano Pozo por los delitos de violación sexual e intento de femenicidio, e incluso impulsaron una reparación civil de S/100 mil.

Los jueces que absolvieron a Pozo

Arlette mostró su indignación ante la decisión, declarando que el sistema judicial es un medio asqueroso que fue comprado por la familia Pozo para su liberación a pesar de las pruebas incriminatorias. No solo estaba el video, sino que había una denuncia de agresión por parte de su ex novia en el 2014 y había agredido a una mujer policía cuando fue trasladado a la comisaria.

Arlette no descansará hasta recibir justicia

La fiscal y la defensa de Arlette han apelado la absolución.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here